Delirios de Grandeza

Descripción encantada

noviembre 24, 2008
Dejar un comentario

Al llegar allí no pudo evitar sentirse sorprendido. Aquella muchacha de unos veinte años se encontraba parloteando con su gente, y su mirada recaló directa en los gestos que describían a simple vista sus suaves manos. Tenía una nariz peculiar y unos bonitos ojos claros de un color avellana que se entremezclaba con livianos tonos perejil. La nariz menuda y unos afables labios carnosos, pelo oscuro y aspecto atlético. Parecía amable, con su cara rojiza, sus aires de perezosa y su sonrisa resultona, como si la suave brisa que soplaba la ayudase a compenetrarse con el tiempo. Sus curvas estaban predestinadas a alegrarle el día mientras ella pasaba indiferente a su lado.
Así la dibujaba él en su mente y así la estaba observando en ese preciso instante, nada más allá de la realidad.


No, a mí no

noviembre 20, 2008
Dejar un comentario

Aún no. Fóllame por dentro y por fuera, duéleme, muérdeme los labios, escalofría mi cuerpo, grítame. Házmelo todo hasta dejarme muerto, sin habla, sin voz, sin mi mente vagabunda y con el frío de un aullido.
Pero como realmente sabes, con tus colmillos insaciables. Así, no.


Pequeño diario de un extraterrestre

noviembre 18, 2008
Dejar un comentario

Danzar sin rumbo fijo es una costumbre que asombrosamente llena los pulmones de los seres humanos de aire. Lejos de correr asustados por lo difícil demuestran una y otra vez que les encanta caminar en círculos que ni siquiera son concéntricos, que no les guía a un punto fijo. No creen en el destino y sin embargo tientan a la suerte siempre que pueden, destrozan de una forma curiosa su mente a la luz del amanecer creyendo que les servirá para tener un orgasmo cerebral inolvidable. Están fuera de tiempo, de hora, de lugar, caen cada vez más bajo, se humillan a sí mismos untándose en aceite hirviendo… y no muestran ni un ligero síntoma de querer cambiar.

Además, ese cantante famoso del que tanto te he hablado, Kurt Cobain, se ha suicidado. Esto es de locos.

Sólo puedo acompañar tan absurda reflexión, confesándote que no porque ahora me niegue a volver haya empezado a comprenderlos. Simplemente, me siento tan absurdo como ellos, y me apasionan.


Publicado en Flagelando el mundo

Mentiras

noviembre 15, 2008
1 comentario

Ya no cuelgan tus ojos de la triste pared amarilla de mi habitación. Un hueco aguarda una sonrisa y se hace eco del olor de tu perfume de esparto. Cualquier día entenderé de verdad a qué vino aquel pensamiento apensas meditado, cruces de caminos y ni tiempo para bostezar, siempre en el momento más inoportuno, sin culpas ni remedios.

Tanto tiempo ha pasado ya, y es mi recuerdo el que guardo y no el tuyo. Te veo de diferente forma, no eres invisible a mi dolor, pero mis manos ya no tiemblan pensando en tu pelo. Desde aquella noche en que desperté mis sueños en aquella habitación prestada, donde perdí la razón del tiempo y dejé clavadas mis uñas y un deseo en tu espalda. Tentísimo me esforcé aquellas horas en olvidar mi odio que todo se volvió en mi contra, y dejé de quererte.

Allí yacía mi cuerpo, desplomado en un pequeño cuarto oscuro, sobre una cama pequeña que no me pertenecía. Tantísimo tiempo buscando en ti lo que en mi no haitaba, y esta media vuelta me ha aconsejado dejar de salir a tu encuentro. Ya no siento frío ni calor, caricias insensibles ni rabia de mordistos incabados. Tu yugular no me apetece y tus labios dejaron de volverme loco.

Ahora cuelgan mis ojos bañados en alcohol por brindarme esta triste mentira y plasmarla en estas líneas canallas.


Pensamientos Abrasadores (VIII)

noviembre 7, 2008
Dejar un comentario

Cada suspiro entre la imaginación y el deseo
hizo que vistiese mi cuerpo pensando el tuyo.
Camino lento, despacio hacia la puerta,
exhausto y desesperado, calado en sudores fríos.

Me dedico a observar tu extraño pelo,
eternizo los momentos que dejamos partir,
buscando mi cuerpo, mi mente, mis sueños,
agudizando mis sentidos, y las manos llenas de barro.

Quiero deshojar el llanto sobre las piedras que sostienen
este mundo de fantasmas anclados al muelle;
vuela en la nocturna calle una mirada
húmeda y solitaria, guardián de tu portal.

Sueño púrpura, dormido e intrigado,
despierto entre pensamientos, entre sábanas y tu respiración.
Te he dedicado líneas sin sentido,
por qué no iba a escribir una más.


Carta alógena

noviembre 3, 2008
1 comentario

Esta vez te tengo que decir, que ha vuelto a suceder. Tampoco es que hiciese tanto tiempo de la última vez, pero aunque debiera estar ya acostumbrado, mi día no deja de gritar sorprendido cada vez que ocurre.
Sin formas ni presagios, cada sueño es una recta autopista, si curvas ni dimensión. Pero es justo hoy, cuando otro final llega a su principio, el inesperado momento en que mis soportes pisan el suelo, y en un intermedio atemporal, junto a ellos me permito el lujo de observar esa chincheta caerse por el precicipio; y escucharme.

Hoy he vuelto a soñar contigo, querida mente.


    Otro día más

    noviembre 2008
    L M X J V S D
    « Oct   Dic »
     12
    3456789
    10111213141516
    17181920212223
    24252627282930

    Haku said:

    Error: Twitter no responde. Por favor, espera unos minutos y actualiza esta página.